Música celestial.

Italia anda cabizbaja, sin encontrar el ritmo. El marcador indica un empate a uno, y Croacia parece dispuesta a lastimar todavía más la moral de la azzurra. Después de una primera parte notable, la mítica selección dirigida por Prandelli da señal de no tener reservas en el tanque de combustible, de querer y no poder. No es un problema de sistema y táctica, de echar el cerrojo. Más bien lo contrario, a Motta, típico leñador, le sustituye Montolivo, mientras que Balotelli y Cassano obtienen como recambio a Di Natale y Giovinco. El conflicto es energético, tanto en lo físico como en lo mental.

Sin embargo, cuentan con un ángel celestial llamado Andrea Pirlo. Veterano e incombustible, el talento del centrocampista lombardo parece no tener fin. Se mueve con pausa y elegancia, acaricia al balón como si de su mujer se tratase, siempre con la cabeza bien alta y la vista afinada, buscando así la línea maestra por la que comenzar a construir la victoria de su equipo. El arquitecto ayer estuvo de sobresaliente, jugó e hizo jugar a sus compañeros, poniendo la guinda al pastel con el golazo de falta que adelantó a los suyos.

A unos cuantos kilómetros de allí, y con un diferencial de tiempo de unas tres horas, España está dando un recital de fútbol. Si lo de Andrea Pirlo era cátedra individual, aquí tenemos la ración colectiva. Un conjunto de una calidad extraordinaria, asombrosa. La batuta de Xavi indica el camino a seguir, le acompañan como escuderos Busquets y Xabi Alonso. Mientras, Silva e Iniesta vuelven majara a la defensa irlandesa a la espera de que el Niño termine por rematarla. Un escándalo. El toque es preciso y sutil, las piezas se mueven con dinamismo, transmitiendo así tanta elegancia como electricidad. Es, suceda lo que suceda, la mejor selección que yo he visto jamás.

Un tipo bajito y sereno, canario de origen, está en su salsa. Lo pasó mal en Sudáfrica, pues una inoportuna lesión en Valencia le privó de desplegar su mejor fútbol en tierras africanas. Ahora sí disfruta, como hace cuatro años, formando una dupla con Iniesta que es, sí una vez más, música celestial. No me corto, no me da reparo decir que son los dos mejores interiores del mundo. ¿Y el gol? Define el estilo español: paciencia, sutileza, precisión, facilidad y electricidad.

Una maravilla que supone el 2-0, Irlanda ya tiene el finiquito preparado. Abandonan matemáticamente la Euro2012. No tienen opciones de clasificarse. Sin embargo, su afición no se rinde, no decae. Nos muestran uno de los mejores momentos de este torneo, uno de esos intangibles que no cuenta para el marcador, pero que sí vale su peso en oro. Son veintidós mil almas dejándose sus gargantas, poniéndole letra y voz al ritmo que en el terreno de juego marca España. Una simbiosis digna de admiración.     

Italia 1-1 Croacia

Italia: Buffon; Chiellini, De Rossi, Bonucci; Motta (Montolivo, m. 63), Marchisio, Maggio, Giaccherini, Pirlo; Cassano (Giovinco, m. 84) y Balotelli (Di Natale, m. 70)

Croacia: Pletikosa; Srna, Corluka, Schildenfeld, Strinic; Rakitic, Vukojevic, Perisic (Pranjic, m. 68), Modric; Jelavic (Da Silva, m. 84) y Mandzukic (Kranjcar, m. 94)

Goles: 1-0. Pirlo M. 39 1-1. Mandzukic M. 72

España 4-0 Irlanda

España: Casillas; Arbeloa, Piqué, Sergio Ramos, Jordi Alba; Xabi Alonso (Javi Martínez, m. 65), Busquets; Silva, Xavi, Iniesta (Cazorla, m. 80); y Torres (Cesc, m. 74).

Irlanda: Given; O’Shea, St Ledger, Dunne, Ward; Duff (McClean, m. 76), Andrews, Whelan (Green, m. 80), McGeady; Cox (Walters, m. 46) y Keane.

Goles: 1-0. M. 4. Torres. 2-0. M. 48. Silva. 3-0. M. 69. Torres. 4-0. M. 82. Cesc.

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

S'està connectant a %s